Mobile World Congress: un evento “sentenciado”

  • por

La huida hacia delante del Mobile: por qué se empeñan en celebrar un evento “sentenciado”

La GSMA dice que todo está en orden para celebrar el evento presencial el 28 de junio con 50.000 asistentes y Ericsson, de nuevo, se borra. Se espera una nueva desbandada de empresas

“Ericsson se baja del Mobile World Congress”. El titular es de hace solo 24 horas, pero en realidad podría ser de hace 365 días. Hace un año, el 7 de febrero de 2020, cuando nadie sospechaba que el coronavirus se cobraría más de 71.000 muertos y 3,1 millones de contagios en nuestro país, Ericsson soltó la bomba. Se borraba, junto con LG, del Mobile de Barcelona, el mayor evento de telefonía del mundo. La organizadora del evento, la GSMA, echó balones fuera y dijo que todo seguía igual. Salvo que no lo hizo. Tras Ericsson, llegó una avalancha de deserciones que acabaron en la cancelación final del evento. Hoy, más de un año después, la ‘gincana’ se repite: la GSMA dice que todo está en orden para celebrar el evento presencial el 28 de junio con 50.000 asistentes y Ericsson, de nuevo, dice que ni hablar. Fuentes del sector aseguran a El Confidencial que será la primera de una nueva desbandada.

Igual que ocurrió el año pasado, las reacciones oficiales ante la primera gran cancelación (Ericsson era uno de los grandes expositores) han sido de negación. Fuentes del Gobierno consultadas por este diario aseguran que “seguirán trabajando según lo planeado para que el MWC se celebre del 28 de junio al 1 de julio, en un formato híbrido como ha previsto la organización”. La GSMA, sin embargo, ha sido muy clara esta misma semana: más que formato híbrido, prevé recibir entre 45.000 y 50.000 visitantes de todo el mundo. No son los más de 100.000 de la edición de 2019, pero dada la incertidumbre sobre un posible repunte de la incidencia y que muchos de esos asistentes no estarán aún vacunados, el plan suena aventurado. El equipo de gobierno de Ada Colau dijo otro tanto: “Seguimos optimistas y confiados en el MWC”.

Los chinos son muy escépticos con que se vaya a celebrar, no hay ningún indicador que nos haga pensar que la situación covid va a mejorar en los próximos meses”, explica a este diario un alto directivo de …

sigue leyendo el original en El Confidencial