Saltar al contenido

Metaverso: nuestro futuro como avatares

Por si no fuera suficiente con el legado de la pandemia, llegó el metaverso, proyecto con el que Marc Zuckerberg intentará crear un nuevo Internet, apelando a dispositivos para interactuar con la realidad extendida. Una idea que, según Nadella, CEO de Microsoft, acabará por reformatear el futuro, junto a la inteligencia artificial y la computación cuántica. El metaverso es un espacio digital en el que los humanos se relacionan como avatares en el seno de una metáfora del mundo real, pero sin sus restricciones físicas. Porque el avatar es un ícono personal que el usuario elige para que le dé identidad virtual y lo represente en cada entorno. Como si nada cambiara en su vida. Yendo de compras, trabajando, en un concierto o adquiriendo un activo digital –un terreno, por ejemplo, en Decentraland, desde una billetera virtual, o con criptomonedas de plataformas NFT–. Aunque en lugar de verse con otros a través de cámaras, como en un zoom, solo podrá reconocerse en sus avatares. Aceptando, eso sí, que el factor humano no quede del todo afuera: ya se ha registrado una denuncia de acoso sexual “entre avatares” que compartían una reunión.

Es que los avatares –o sus equivalentes en el tiempo– han venido alejándose de sus representados. Porque en “El estanciero”, con esas pequeñas figuras de animalitos de plástico que simbolizaban a cada jugador, sus titulares aún maniobraban a la vista de todos. Pero a partir de las redes sociales, el desafío de tener “más amigos” nunca logró desentenderse de la paradoja de tenerlos cada vez más lejos, de que el vínculo fuera cada vez menos presencial. Y en 2003, Phillip Rosedale creaba Second Life, el juego que, basado en la novela Snow Crash, de Stephenson, inspiraría al metaverso. Hoy el mundo ha venido acomodándose a nuevos hábitos en los que la distancia parece ser un denominador común: el home office, el sexo virtual, el fortnite, la atención médica por zoom, el ecommerce, el roblox, el home banking, etc….

(Clip 300 palabras)
Lee la noticia completa original en LANACION.AR


BARCELONADOT no se hace responsable de la información
que contiene este mensaje y no asume responsabilidad alguna
frente a terceros sobre su íntegro contenido, quedando igualmente
exonerada de la responsabilidad de la entidad autora del mismo.