Estados Unidos y España pactan mantener la Tasa Google hasta 2023

  • por

Acuerdo entre Estados Unidos y España por la Tasa Google. El país norteamericano se compromete a no imponer aranceles a los productos españoles por la aplicación del polémico impuesto durante el “periodo de transición” a la aplicación del acuerdo que se alcanzó en la OCDE. Será en 2024 cuando se evalúe si el pago que realicen las compañías tecnológicas estadounidenses ha sido superior al que habría correspondido en caso de que aplicase la legislación internacional y, en caso de que sea así, se generará un crédito fiscal por dicho importe.

España, Austria, Francia, Italia, el Reino Unido y Estados Unidos han llegado a un acuerdo por el cual el país que preside Joe Biden no adoptará ninguna represalia comercial por los gravámenes que los cinco países europeos han impuesto a las compañías tecnológicas, conocidos como la Tasa Google.

Los países europeos tendrán que adaptar sus impuestos digitales al pacto global que se alcanzó en la OCDE el pasado 8 de octubre y que entrará en vigor en 2023. “Esta reforma facilitará un marco fiscal más justo, más estable y mejor preparado para afrontar las necesidades de la economía global del Siglo XXI”, destaca el Ministerio de Hacienda de España. En apoyo de este acuerdo, Austria, Francia, Italia, España, el Reino Unido y los Estados Unidos, han anunciado hoy “los términos de un Acuerdo para la transición desde los actuales Impuestos sobre los Servicios Digitales a la nueva solución multilateral, y se han comprometido a continuar las conversaciones en esta materia mediante un diálogo constructivo”.

Entre el 1 de enero de 2022 y finales de 2023 (periodo que comprende el llamado “periodo transitorio”), Estados Unidos no adoptará medidas comerciales contra los cinco países europeos. Cabe recordar que el Gobierno de Trump amenazó a los países que impusieran el impuesto digital con aranceles a todos sus productos que exportan a Estados Unidos. En el caso de España, los productos más perjudicados hubieran sido el aceite y el vino, los cuales ya estuvieron amenazados en 2019 con la imposición de aranceles de entre el 10% y el 25% de su valor en aduana.

En virtud al acuerdo alcanzado, no será hasta 2024 cuando se evalúe si el pago que realicen las compañías tecnológicas estadounidenses ha sido superior al que habría correspondido en caso de que se aplicase el acuerdo de la OCDE. En caso de que sea superior, “se generará un crédito fiscal por dicho importe”.

En unas declaraciones que recoge El Mundo, Maria Jesús Montero, ministra de Hacienda, destaca que éste es un acuerdo “muy positivo” que “proporciona seguridad jurídica y certidumbre a nuestro tejido productivo al garantizar que no habrá barreras comerciales a la entrada de productos españoles en el mercado estadounidense”.

Aplicación de la Tasa Google

El pasado 16 de enero entró en vigor el Impuesto sobre Determinados Servicios Digitales y el Impuesto sobre Transacciones Financieras, conocidos como tasas ‘Google’ y ‘Tobin’, con los que el Gobierno preveía lograr una recaudación de en torno a 1.800 millones de euros.

Concretamente, con la Tasa Google se grava a aquellas empresas con ingresos anuales totales de, al menos, 750 millones de euros y con ingresos en España superiores a los 3 millones de euros, dirigiéndose a servicios de publicidad digital, servicios de intermediación online y la venta de datos generados a partir de información proporcionada por el usuario durante su actividad o la venta de metadatos.

El Ejecutivo que preside Pedro Sánchez prevé que en 2021 se recaude 968 millones de euros por la Tasa Google.

Las previsiones del Gobierno en lo que a recaudación se refiere no se han cumplido. Así lo desvela Cinco Días, que cita los últimos datos publicados por la Agencia Tributaria en los que se asegura que la Tasa Google ha recaudado 92 millones de euros durante el primer semestre, lo que supone una quinta parte de lo estimado por el Gobierno.

Lee la noticia original en: IT user




Otros artículos de interés