El invento que matará al iPhone y a todos los móviles

  • por

original: El Confidencial

 

Cuando salió el iPhone en 2007, poca gente se imaginaba que la mitad de la población del planeta fuera a tener una supercomputadora en el bolsillo casi imprescindible para nuestra vida. Pero eso, algo tan obvio hoy, era tan difícil de creer entonces como pensar ahora que los teléfonos están destinados a desaparecer en menos de una década. Y posiblemente a manos de la propia Apple.

Un reputado analista de la compañía de la manzana —que suele acertar en todas sus predicciones— dice que Apple sacará una gafas de realidad mixta a mediados de 2022, seguidas de unas de realidad aumentada en 2025 y unas lentes de contacto que sustituirán a todo lo demás en algún punto de la década de 2030.

Lo último puede resultar sorprendente, pero ya hay ‘startups’ —como Mojo Vision— que están trabajando en ello. El camino parece obvio, aunque todavía queden muchos años para llegar a este futuro.

 

Respecto a las gafas de Apple, son un secreto a voces. Internamente, la compañía ha admitido que están trabajando en ello.

La siguiente gran cosa

Viéndolo desde fuera, es obvio que llevan años preparándose. La montaña de evidencia que demuestra el interés de Apple en estos nuevos cacharros, que sustituirán la limitada pantalla del teléfono por una realidad alternativa donde objetos y pantallas virtuales aparecen mágicamente delante de nuestros propios ojos, es enorme.

 

Por una parte, está el descubrimiento de código oculto en el sistema operativo de los teléfonos y tabletas de Apple, un proyecto llamado Star Board. Luego está la adquisición estratégica de numerosas compañías del sector: los desarrolladores de tecnología de proyección Akonia Holographics, los diseñadores de dispositivos AR Vrvana, la compañía de visión computacional Regain, los creadores de sensores 3D PrimeSense o la ‘startup’ dedicada al seguimiento de ojos SensoMotoric Instruments, entre otras.

 

Finalmente, están los propios dispositivos de Apple, que han adquirido capacidad de interactuar con realidad aumentada en los últimos años. Lo último son las cámaras LiDAR —sensores con proyectores de puntos láser capaces de capturar el espacio que te rodea en 3D para poder posicionar objetos virtuales de forma realista—. Es como si el iPhone y el iPad Pro se estuvieran haciendo el harakiri.

 

El propio Tim Cook ha admitido que la realidad aumentada es “la siguiente gran cosa” (“the next big thing”, que decía Steve Jobs). Según Cook, será imposible escapar de ella y estará presente en nuestra vida de forma ineludible…

sigue leyendo el original en El Confidencial

 

 

 

 

 

 

 

 

 


···········································································································································
Otros artículos de interés