Saltar al contenido

Cellnex convertirá Montserrat en una smart city

  • por

El Santuario y su entorno contarán con un sistema integral de Internet de las Cosas (IoT) para la gestión inteligente de los aforos y aparcamientos, medir la calidad del aire y detectar cualquier tipo de intrusión

La Fundación Cellnex y el operador de infraestructuras de telecomunicaciones dotarán el Santuario de Nuestra Señora de Montserrat y su entorno de la tecnología y los servicios de conectividad propios de una Smart CityEsto será posible gracias al acuerdo de mecenazgo firmado entre la Fundación Cellnex y la Fundación Abadía de Montserrat 2025 –en el marco de la celebración del Milenario del Monasterio, que tendrá lugar el año 2025–, que permitirá el despliegue de un sistema integral de Internet de las Cosas (IoT) formado por sensores, una red de transmisión de datos y una plataforma informática para la recogida, monitorización y gestión proactiva de datos en tiempo real y a distancia; de esta manera, se facilitará, entre otros, la eficiencia en la gestión de aforos, de aparcamientos, de intrusión y el control de la calidad del aire; el objetivo es ofrecer un mejor servicio, tanto a la comunidad benedictina como a los visitantes y peregrinos del Santuario.

El conjunto del sistema permitirá controlar y gestionar de una manera automática y en tiempo real el aforo de espacios como la Basílica de Santa María, el Camino del Camarín de la Madre de Dios o el Museo del Monasterio; así como el nivel de ocupación conjunta de los aparcamientos situados en la carretera de acceso y el nuevo parking subterráneo del Monasterio. El sistema también permitirá prevenir y detectar cualquier tipo de intrusión en los centros aislados y alejados de la Abadía.

Además, en los lugares de más afluencia de público –incluidas las tiendas y los espacios de restauración–, se instalarán sensores de CO2, temperatura y humedad para controlar en todo momento el nivel de calidad del aire y activar, en caso de que sea necesario, los recursos adecuados para una correcta ventilación de los espacios.

Asimismo, y en el marco del acuerdo entre ambas entidades, Cellnex pasará a operar las infraestructuras de telecomunicaciones del Monasterio destinadas a dar cobertura de voz y datos al área del Santuario por parte de los operadores móviles.

Un paso adelante en la transformación digital del Santuario

P. Bernat Juliol, prior del Monasterio y comisario del Milenario 2025, asegura que este acuerdo “representa un paso adelante muy importante en el proyecto que denominamos ‘Smart Santuario’, que implica una mejora evidente de la conectividad en Montserrat. Esta colaboración con la Fundación Cellnex implica un salto de calidad sustancial en los servicios que actualmente se ofrecen al peregrino y visitante de Montserrat, de manera que pueden disfrutar de una estancia acorde con las necesidades actuales. Desde la abadía estamos muy satisfechos de este trabajo conjunto con una entidad tan comprometida con el territorio, como es la Fundación Cellnex”.

El Presidente de la Fundación Cellnex, Lluís Deulofeu ha subrayado que “el proyecto ‘Smart Santuari’ entronca perfectamente con el objetivo de la Fundación de trabajar para la inclusión digital, social y territorial a partir de proyectos que mejoren el acceso a la conectividad, acercando la tecnología a las personas y fomentando la mejora de conexiones en territorios y espacios de singular relevancia patrimonial e histórica como Montserrat; y nos ilusiona especialmente hacerlo coincidir con la celebración del Milenario del Monasterio”.

Albert Cuatrecasas, director general de Cellnex en España, ha destacado que “en este sentido estamos muy contentos de poder poner a disposición de la Abadía de Montserrat nuestra experiencia en el despliegue, mantenimiento y operación de redes de Internet de las Cosas (IoT). Diariamente, en las redes IoT que gestionamos desde Cellnex se conectan más de 3 millones de objetos y los múltiples servicios que se derivan. Son un tipo de redes que destacan por su bajo ancho de banda, el largo alcance que tienen y su robustez, y son energéticamente muy eficientes. Además, repercuten directamente en situaciones cotidianas del día a día como las que pondremos en práctica en estos primeros casos de uso que desarrollaremos en el Santuario y su entorno vinculados principalmente a la gestión eficiente de los espacios y al confort tanto de la Comunidad como de los visitantes”.

Clipping de una noticia publicada originalmente en: DIRIGENTES DIGITAL